¿Qué es Sempiterno?
Sempiterno es un proyecto fotográfico que trata de mostrar distintas festividades que nos podemos encontrar a lo largo de toda la geografía española, intentando así dar visibilidad a fiestas de carácter cultural e intentar que la gente las conozca para que perduren en el tiempo. No hago distinción entre fiestas de gran envergadura como son las que se realizan en grandes ciudades o fiestas mas intimas que nos podemos encontrar en algunos pueblos españoles.
Cada una de las fiestas que he inmortalizado para este proyecto, para mí, tienen la misma importancia independientemente del numero de personas que participan o asisten a estas festividades. Ya que, con Sempiterno, hablo de cultura, de tradición, decidí realizar el proyecto en formato analógico, ya que creo que es una forma de todo tenga sentido, fiestas que se llevan realizando muchos años y una forma de retratarlas tal cual se hacia antes. Ni las fiestas de pueblo están pasadas de moda ni la fotografía de carrete. ¿Por qué Sempiterno? ¿De donde viene el nombre?
Como digo creo que hay que dar visibilidad a estas fiestas que la gente no conoce y que hay mucha gente involucrada detrás para conseguir sacarlas adelante, por ello sempiterno, que significa “Que durará siempre, que no tendrá fin” Con esto quiero decir que, por mucho que avancemos, evolucionemos, este tipo de fiestas no deben de perderse ya que son una parte de nosotros, de nuestra cultura y de nuestra forma de ser. Por ello también el analógico ya que, aunque la fotografía digital sea el 6 presente y el futuro, lo analógico no esta pasado de moda y es una forma de fotografiar tan válida como la digital.
Los Escobazos 2017 - Jarandilla de la Vera
La primera fiesta que realice fue mi proyecto #SEMPITERNO fue la de Los Escobazos en Jarandilla de la Vera, Extremadura, a 544 km de Santander, el 7 de diciembre del 2017. Una vez allí y con unas horas de antelación antes de que diese comienzo la fiesta, realice trabajo de campo buscando posibles localizaciones atractivas para poder realizar las fotografías y de esta forma tener bien claras las zonas por las que se iba a desarrollar la festividad.
De este modo me podría desplazar por el pueblo de forma rápida lo que me haría no perder tiempo a la hora de 12 desplazarme entre los distintos puntos por los que se iba a celebrar Los Escobazos. Gracias al fuego de los Escobazos que portan los protagonistas de esta festividad, me permitirá tener luz suficiente en mis fotografías ya que esta fiesta se realiza de noche. Aun teniendo la iluminación del fuego, los Delta 400 se quedaban muy cortos lo que me obligo a forzar estos carretes a 1600 ISO y ya en los últimos momentos de la fiesta utilizar los Delta 3200.
En total utilice 4 carretes aparte de realizar fotografías. Casi toda la totalidad de las fotografías de Los Escobazos las realice con el mismo objetivo, el nikkor 50mm f/ 1.8 ya que su gran luminosidad me ayudaba a poder capturar cada momento de la fiesta sin tener que bajar demasiado la velocidad de obturación.
La fiesta de Los Escobazos surge de una tradición pastoril. Cuando los pastores volvían de la sierra venían alumbrándose con escobones de retama prendidos. En cuanto llegaban al pueblo de Jarandilla, estos escobones los apagan a golpes, golpeándose los unos a los otros de forma amistosa.
Es una festividad que se celebra cada 7 de diciembre y es una fiesta declarada de Interés Turístico de Extremadura por lo peculiar de esta. Da comienzo con la petición de rosca. El cura, familiares y demás personas que asisten a la celebración recorren las calles gritando vivas a la Virgen de la Concepción al son de los tambores. Cuando acaban, las plazas del pueblo se llenan de gente que prepara sus escobazos para en cuanto caiga la noche encenderlos y empezar a golpearse entre ellos.
Puede parecer peligroso, pero nadie sale herido, está terminantemente prohíbo golpearse por encima de la cintura, aparte de ir debidamente protegidos con prendas ignifugas. Todas las calles de Jarandilla se iluminan con la luz del fuego y el ir y venir de los vecinos con los escobazos. A las 9 de la noche es el momento en el que las plazas del pueblo vuelven a la calma y dejan de golpearse entre ellos para dar paso al desfile por el pueblo con los escobones en alto.
La Vijanera 2018 - Silió
Segunda festividad a inmortalizar, La Vijanera en Silió (Cantabria) a 47 km de Santander el 7 de enero de 2018. Uno de la dificultades de esta fiesta es el gran número de fotógrafos que tratan de inmortalizarla, con lo cual se hace bastante complicado el que no salga ningún espontaneo en las fotografías. El número de carretes empleados fue de 4, todos ellos Delta 400 y forzados a 800 ISO ya que el día estaba nublado y el trabajar a 400 ISO me requería utilizar velocidades de obturación muy lentas. La totalidad de las fotografías se inmortalizaron utilizando el objetivo nikkor 28- 80mm.
La Vijanera es el primer carnaval del año que se celebra en Europa, en la localidad de Silió, en Cantabria. Siempre se celebra el primer domingo de cada año. Por su popularidad y tradición esta declarada como Fiesta de Interés Turístico Nacional.
Desde un principio, la Vijanera se celebraba no solo en Silio, si no en los valles de Iguña, Toranzo, Trasmiera, Polaciones y Campoo. En la actualidad solo se celebra en Silió. En esta mascarada participan alrededor de 75 personajes diferentes, encarnados por mas de 100 vecinos, todos varones. A pesar de un gran numero de personajes, los protagonistas de la fiesta son los zarramacos debido a la importancia de su papel.
Son personas vestidas con pieles de oveja y sombreros picudos. Llevan la cara pintada de negro para ahuyentar a los malos espíritus del año que da comienzo haciendo sonar los campanos que llevan atados al cuerpo. Desfilan hasta el limite del pueblo expulsando así a los espíritus. Por otra parte, la celebración intenta hacer una critica al año que acaban de dejar atrás. 
Los Vijaneros se reúnen en la plaza del pueblo y leen coplas en lenguaje popular. Analizan lo sucedido en el año pasado desde nivel local a internacional. 22 Otro de los actos que se realizan es “la Preña”, el parto del nuevo año. Tras la preña concluyen con la muerte del Oso que simboliza la victoria del bien sobre el mal y el deseo de los buenos propósitos para el nuevo año.
La Tamborrada 2018 - San Sebastian
Tras la celebración de las dos primeras fiestas, me tocaba desplazarme hasta San Sebastián para inmortalizar la festividad de La Tamborrada. La fiesta empezaba y terminaba de noche y después de descartar el fotografiar el comienzo por el poco interés que despertaba en mí, decidí llegar a San Sebastián ya por la mañana cuando empezarían los desfiles y diferentes actos por distintos puntos de la ciudad.
Al llegar con tiempo de antelación, una vez más, estuve buscando distintos puntos por los que pasaban los desfiles para poder realizar las fotografías. Por la mañana se celebrarían casi en su totalidad los actos en los cuales los protagonistas eran los mas pequeño y ya por la tarde daban paso a los mayores.
Para la captura de La Tamborrada he empleado 6 carretes, 5 Delta 400 de los cuales he forzado a 800 uno de ellos y para concluir y cuando ya empezaba a disminuir la luz en las calles utilice un Delta 3200.
La Tamborrada es la fiesta mas importante que podemos encontrar en San Sebastián, toda la ciudad se reúne para celebrarla sin importar las posibles inclemencias climatológicas. Se celebra cada 20 de enero, día en el que mas de 15.000 donostiarras se reúnen para hacer sonar los tambores.
El origen de esta festividad se remonta a varios siglos, en la época de la guerra de la independencia cuando las tropas de napoleón invadieron San Sebastián y gran parte de la ciudad fue completamente destruida en un incendio.
La Tamborrada se ha convertido en la mayor fiesta de San Sebastián, es una celebración que significa para ellos ser donostiarra y es una manera para los ciudadanos de conectar con su identidad.
El 20 de enero a las 0:00 da comienzo la tamborrada, momento en el que se iza la bandera y da comienzo el ruido de los tambores que inunda la ciudad.
Esto durara 24 horas, en el que los tambores sonaran por toda la ciudad. Es muy difícil, casi imposible no ver ninguna tamborrada por las calles de la ciudad ya que hay más de 125 compañías. En cada compañía nos encontramos alrededor de 50 tambores y entre 50 y 100 barriles, acompañados por una banda de música. Estas dan vida a la ciudad con sus canciones y bailes.
Los Zamarrones 2018 - Valle de Polaciones
La festividad de Los Zamarrones es la primera de las fiestas a la que no he acudido en solitario, conté con la colaboración de mi compañero Héctor González para la grabación de vídeo. Gracias a que el realizaba las labores audiovisuales, me podía centrar mas en retratar la fiesta.
Los Zamarrones se celebro el 17 de febrero de 2018, debido a la estación del año en la que nos encontrábamos, la nieve se dejaba ver en muchos de los rincones por los que pasábamos.
En cuanto a localizaciones dentro de la fiesta, es una festividad que se va moviendo por varios pueblos de la zona, lo que dificultaba la organización para estar siempre listo para desplazarme al pueblo siguiente y no perderme así nada de la celebración.
Emplee 6 carretes, todos ellos Delta 400. El objetivo utilizado en esta festividad fue el nikkor 28-80.
Los Zamarrones es un carnaval que se celebra en el valle de Polaciones, Cantabria. Este año se ha celebrado el 17 de febrero de 2018.
Los varones se disfrazan con un traje muy colorido y un sombrero muy voluminoso, danzan y saltan por todo el pueblo transmitiendo alegría a las gentes de la zona. Las mujeres van vestidas como antaño siguiendo a los varones.
Toda esta comitiva se va desplazando entre los distintos pueblos del valle, comenzando en Salceda para continuar por Santa Eulalia, Cotillos, Belmonte, San Mames y terminar en Pejanda.
Alguno de los pueblos mencionados solo tiene 4 habitantes y de avanzada edad, por lo cual, la visita de los zamarrones les trae un poco de alegría. Estos cantan para sus vecinos e interpretan una pequeña obra de teatro de forma cómica para sacar una sonrisa tanto a los vecinos como a los turistas que se acercan a disfrutar de esta festividad.
Esta fiesta iba a ser declarada de Bien de Interés Cultural, pero finalmente no se les ha concedido dicha mención.
Los Diablos de Luzón 2018 - Luzón
Con los Diablos de Luzón llegaba al ecuador de Sempiterno. Esta festividad se celebro el 24 de febrero de 2018 tras ser aplazada dos semanas debido al mal tiempo que acometía la península en ese momento.
Sin duda esta es la fiesta en la que mas cómodo he estado y de la que más orgulloso estoy con el resultado obtenido.
Esta era la primera fiesta en la que llegaba a ciegas y sin tiempo para poder reconocer el terreno ver lo sitios por los que concurrían los actos así que tocaba improvisar e intentar salir airoso de la situación. Una vez allí en Luzón, me sorprendió en grandísimo número de fotógrafos que hasta allí se habían desplazado y es que, preguntando e investigando, descubrí que un fotógrafo había ganado un concurso internacional con una fotografía realizada en esta festividad, lo cual hacía que muchos fotógrafos se interesasen por esta.
Esto dificultaba la labor de fotografiar a los protagonistas ya que había fotógrafos por todos lados y se hacia complicado que ninguno de ellos saliese en alguna de las fotografías, por lo cual, viendo el resultado que obtuve finalmente hace que este muy contento con lo que conseguí.
Es la fiesta en la que mas carretes he empleado de todo el proyecto, 8 Delta 400. En su totalidad he utilizado el nikkor 28-80 ya que por el tipo de fiesta que era, no podía perder tiempo en cambiar de óptica y ese objetivo me permitía estar cómodo ante cualquier situación.
Los Diablos de Luzón es un carnaval que se celebra a principios de febrero en la localidad de Luzón, en Guadalajara. Este año por inclemencias meteorológicas se aplazo al 24 de febrero de 2018. De esta forma pudo celebrarse sin contratiempos este bello carnaval que se ha recuperado en los últimos años.
Esta festividad esta declarada Bien de Interés turístico de Guadalajara.
"Una vez al año, los diablos abandonan el vientre de la Madre Tierra a través de una grieta que nadie conoce. Un estruendo de cencerros anuncia a vecinos y forasteros la llegada de los portadores de un misterio ancestral. Una mezcla de hollín y aceite marca el rostro de los que se dejan atrapar. Otros, corriendo despavoridos por las callejuelas, van a taparse con mascaritas que vagan sin dirección, sin expresión alguna, portadoras quizás de un secreto mudo". Así dice la leyenda que podemos encontrar en el Museo de las tradiciones de Luzón.
No esta muy claro de donde procede esta tradición, algunos dicen que es una tradición celta y otros que procede de la Edad Media. Este fabuloso carnaval se recupero hace 25 años, cuando los jóvenes del pueblo retomaron esta manifestación cultural que poco a poco y año a año fue ganando más seguidores. Hasta hace pocos años, solo se disfrazaban de diablos los varones, pero poco a poco van apareciendo mujeres que se disfrazan con este curioso traje.

La preparación de los diablos es todo un ritual que siguen los vecinos con gran expectación. Lo primero, cubren sus rostros y cara con una crema protectora para cuidad la piel para posteriormente untarse estas zonas con una mezcla de aceite y hollín, una pasta negra que mantienen hasta el final del día. Una vez embadurnados de negro, se colocan la enorme dentadura tallada en patata.
La vestimenta como no podía ser de otra forma es de color negro. Por último, se colocan los enormes cuernos de buey sobre sus cabezas y para concluir, los cencerros.

Una vez están preparados, saltan y corren por todo Luzón llenando de estruendo las calles del pueblo y sus alrededores. Es una celebración muy participativa ya que los diablos restriegan sus manos untadas en aceite y hollín por las caras de todo aquel que se cruza en su camino.

Acompañando a estos diablos aparecen las Mascaritas. Son personas disfrazadas con trajes tradicionales con un trapo blanco que cubre su rostro. Los diablos tienen prohibido manchar de hollín a estos personajes.
Las Marzas de Soba 2018 - Valle de Soba
Sexta fiesta de mi proyecto, celebrada el 3 de marzo de 2018. Es una fiesta a la que iba un poco perdido por la poca información que encontré sobre ella. Una vez allí pregunte a los que serian los protagonistas de mis fotografías para informarme un poco mas por ello y saber cómo discurriría todo. Al igual que en Los Zamarrones, la festividad se iría desplazando por los distintos pueblos del valle, con lo cual, tocaba volver a estar atento para no perderse por ningún pueblo y estar siempre presente para no perder ningún momento.
Sin duda me llamo la atención el no encontrarme ningún fotógrafo en toda la mañana que duro la celebración, lo cual me hacia trabajar de forma mas cómoda y mis protagonistas estaban mas receptivos hacia a mí, con lo cual, si necesitaba pedirles algún tipo de fotografía aceptaban encantados. En cuanto a película, utilice 4 carretes, una vez mas Delta 400 sin necesidad de forzar ninguno ya que disponía de bastante luz.
Las Marzas es una celebración que se celebra por todo el norte de España, pero sobre todo en Cantabria. A pesar de que se puede disfrutar de las Marzas en distintos puntos de Cantabria, he decidido inmortalizar la del valle de Soba por su singularidad respecto a la del resto de la provincia. Este año se ha celebrado el 3 de marzo de 2018.
Las Marzas de Soba forman parte de una de las manifestaciones más antropológicas y desconocidas de Europa. Se enmarcan dentro de las Mascaradas de Mozos y hunde sus raíces en el tiempo.

A pesar de que en otros lugares las marzas ya solo quedan como meros cantos similares a los navideños, en soba podemos ver el origen de las marzas.

Tras el solsticio de invierno comenzaban las fiestas de los mozos que celebraban la llegada de la primavera. Los vecinos se juntaban y se disfrazaban sin ser vistos para mas tarde recorrer las casas de los pueblos pidiendo aguinaldo. Con lo recibido se iban de cenas para confraternizar. En las visitas a las caras, vestidos de blanco bailaban y cantaban.
Mercaforum 2018 - Calahorra
Mercaforum, séptima fiesta del proyecto, celebrada el 24 de marzo de 2018. Esta es la fiesta en la que mas incomodo y con la que menos contento me he vuelto a casa. No cumplió todas mis expectativas y un cumulo de circunstancias hicieron que no estuviese cómodo realizando las fotos. Aun así, estoy contento con el resultado obtenido.
Mercaforum se celebra en Calahorra, el sábado y domingo de Ramos. Este año ha caído el 24 y 25 de marzo de 2018.
Las calles y los calagurritanos retroceden a su pasado organizando un gran marcado lleno de puestos de productos artesanos y alimenticios, amenizado con espectáculos callejeros para disfrute de todo aquel que se acerca allí en estos días.
En su recorrido por el mercado romano, el público puede contemplar las construcciones y réplicas de esculturas, columnas y templos de las calles Mártires y Grande y la Plaza del Raso mientras sortean los puestos de venta romanos de perfumes, minerales, especias, embutidos, pastas y reposterías, jabón natural, ungüentos reparadores para la piel, adornos de flores secas, piezas únicas de plata, collares, pulseras, cajas de cedro, cerámicas de terra sigilata, etc.
También podemos, entre los puestos, encontrarnos con soldados romanos y emperatrices egipcias llegadas de otras zonas del Imperio para disfrutar del mercado de Calagurris.

Esta festividad esta declarada de Interés turístico nacional.
Semana Santa 2018 - Valladolid
Tras tener en mente varias localidades para reflejar la semana santa me decidí a retratar la de Valladolid ya que, la conocía y tenia quien me llevase por las distintas calles de Valladolid de forma rápida para llegar a los distintos puntos por los que discurrían los distintos pasos con rapidez.
El día escogido fue el 29 de marzo de 2018, día en el que salen la totalidad de los pasos por las calles de Valladolid. De esta forma me iba a encontrar muchas situaciones durante toda la tarde y de esta forma podría escoger entre varias localizaciones.
Al ser una ciudad grande ocurrían muchas cosas en muchos puntos diferentes de Valladolid, el escoger a que zonas iba y a cuáles no fueron la principal dificultad que me encontré, aunque, ojalá todas las dificultades fueran así.
En esta ocasión he utilizado 6 carretes, de los cuales 4 fueron Delta 400, 1 Delta 400 forzado a 1600 y un Delta 3200.
La Semana Santa en Valladolid es el principal acontecimiento cultural, religioso y atracción turística de la ciudad. Los pasos de semana santa de la localidad se encuentran entre las de mayor valor artístico del mundo en escultura policromada.
El día que decidí retratar este evento religioso fue el jueves santo, 29 de marzo de 2018. Este es el día de mas actividad religiosa en Valladolid ya que todos los pasos salen por las calles de la localidad.
La semana santa vallisoletana está declarada de interés turístico internacional, por lo cual, la afluencia de gente a esta celebración religiosa es muy grande.
En jueves santo, día que he retratado, salen hasta 10 procesiones que hacen coincidir frente a la catedral. Durante toda la tarde pasean los pasos por las calles de la localidad en una sobriedad absoluta.
Pasión Viviente 2018 - Castro Urdiales
Un día después de realizar las fotos en Valladolid, me desplace a Castro Urdiales para la celebración de la Pasión Viviente, el 30 de marzo de 2018.
En esta festividad para poder realizar las fotografías de forma totalmente libre era necesaria una acreditación de prensa. Tras solicitarla y denegarme la solicitud al no ser ni autónomo ni trabajar para ningún medio informativo tuve que buscar una solución ante esta traba que se me ponía en el camino.
La mejor opción que tenia era madrugar y colocarme en el mejor sitio posible para poder realizar las fotografías y así hice.
Tras colocarme en el mejor punto realice las fotografías de los primeros actos que se celebran en la Pasión para más tarde desplazarme a otro de los puntos para poder concluir con la festividad.
A pesar de las trabas que me encontré quede muy contento con el resultado obtenido y satisfecho por lograr anteponerme a los problemas que me encontré en el camino.
Los comienzos de esta representación datan del año 1984, cuando un pequeño grupo de amigos en un campamento de verano deciden embarcarse en la aventura de representar la vida de Cristo con personajes vivientes.
“Los primeros pasos fueron difíciles ya que carecíamos tanto de materiales como de subvenciones” reza uno de los protagonistas que sacaron adelante la festividad.
Muy pronto se empezaron a dar a conocer gracias a la ayuda y colaboración de empresas y comercios, así como del Ayuntamiento que les facilito toda clase de materiales para emprender los trabajos de decorados, vestuario atrezos…
En esta Pasión viviente se representan varios actos de los últimos momentos de vida de Jesús. La última cena, oración de Getsemaní, Juicio del Senado judío, arrepentimiento de Judas, 1º y 2º juicio de Pilato, Juicio de Herodes, la primera caída, encuentro con Magdalena, encuentro con María, encuentro con Verónica, segunda caída, encuentro con Cirineo, encuentro con mujeres de Jerusalén, tercera caída, Crucifixión y como novedad de este año, la Resurrección.
Back to Top